Por muchos miles de años que pasen desde la aparición de la especie humana y por mucho que cambie el mundo, seguiremos necesitando de las mismas cosas esenciales. Y entre otras cosas necesitamos comunicarnos. Podemos hablar, necesitamos contar y que nos cuenten historias. En el origen de los cuentos y las historias encontramos claves esenciales que nos dan explicación de nosotros mismos. Contar cuentos no es actuar, sólo se necesita el deseo de compartir historias, cosa que todos podemos hacer en un espacio libre, donde sea posible manifestarse sin artificios y sin miedo a ser juzgados. Analizamos el origen de los cuentos tradicionales, su estructura y también el acercamiento a la literatura, a las historias, a los libros y al lenguaje, que pueden hacer los niños y los adultos, desde este enfoque.

“Elegir un cuento es encontrarse con una parte de uno mismo y contarlo es compartir esa parte con los demás”

PROGRAMA

1.- Contar Historias.

-Todos podemos contar. naturalidad y artificio.

-¿Los cuentos son solo para niños?

– Propuestas para la recuperación de un espacio de comunicación y libertad

2.- Qué contar

– Elegir historias

-La tradición oral

-Estructura de los cuentos tradicionales: Las funciones de Propp

– Los cuentos en un plano simbólico

-El valor de “lo masculino” y “lo femenino”

-La actividad del que escucha: elaboración de imágenes.

3.- El acercamiento al libro y a la literatura

El libro como objeto de juego e investigación

4.- Análisis del mercado